viernes, 12 de abril de 2013

Cortés y Vich.



Se tomarán las medidas oportunas.


A veces con las imágenes, siempre tomadas de Internet, soy atrevido ¡Mis disculpas a quien le puedan molestar! (Si alguna de las imágenes infringe o vulnera la privacidad o los derechos de autor, ruego que os pongáis en contacto conmigo para retirarla inmediatamente). Lo que trato es de llamar la atención hacia el blog, por cualquier medio, bajo cualquier circunstancia. Imito a Dalí, que los escaparates de una joyería de las más importantes de Nueva York, los llenó de jamones, y alguna joya. Una manera de solicitaros vuestra parada, de procurar vuestra atención, y que con recurso tan discordante aprovechéis a ver los apellidos. Mi trabajo me cuesta hacerlos. Alguien, sin idea, señala que tendría que poner en un blog de apellidos, el blasón de la familia. Y reitero que es eso, de la familia, no del apellido, pues este no tiene escudo, PERO SI ORIGEN. 


Cuéntalo a tus amigos para que sepan donde pueden encontrar el origen de su apellido. Y aunque creas (o crea) que el que tiene/s solo es el s/tuyo y el de s/tu familia, solicítalo de igual manera en cualquiera de los “comentarios” de este blog. ¡Una aclaración! Los datos aquí expuestos, fidedignos, son una parte de las referencias que tengo y que, entre otras cosas, no les puedo facilitar donde se han obtenido, por formar parte del patrimonio de la librería EyP; siendo ellos los “sabedores” del valor de dicha información y a quienes, o donde,  se puede consultar sobre la misma. Otro dato importante se refiere a que la prodigalidad de apellidos no nos permite entrar en genealogías individuales. Quiere esto decir que “nunca”, “nunca” vamos a acometer el estudio profundo de la familia de un apellido (abuelos, bisabuelos, etc.), para ello hay otros expertos genealogistas. En la librería EyP si se harán precisos árboles genealógicos, escrupulosos escudos, perfectos dosieres  familiares (en imitación de papel pergamino), pero siempre con sus propios datos, o la información proporcionada por nosotros a partir de sus observaciones. Así y todo, me enorgullezco de saber “algo” de 302.100 apellidos hispanos y de decir aquí una pequeña parte, incluyendo aquellos apellidos considerados “raros” o de difícil localización.

Quiero que quede claro que yo trato de poner lo más estricto sobre el origen del apellido, cualquier apellido, y EyP son los expertos en estudiar el verdadero origen y significado del mismo. En un breve informe de un folio, bellamente ilustrado, describen su origen, y los lugares donde se encontró, personajes ilustres y quienes lo llevaron a lo largo de los tiempos, bien sean nobles o no, pues opinan que no todos cuantos lo utilizan pertenecen a la nobleza. En ese pequeño dossier se incluye un blasón utilizado por alguno de los miembros de ese apellido, aunque, insistimos, el escudo pertenece a una familia concreta y sus descendientes directos. Además, si en lo que estás interesado, es en una exposición más completa, ellos te la darán impresa sobre papel pergamino. Y lo mismo te facilitan un árbol genealógico o tu propio blasón, que también lo pueden crear, aunque posteriormente haya que pasarlo por el notario, al no existir Rey de Armas, para que de Fe del mismo, y nadie te lo pueda copiar. Insisto, son ellos y no yo. Lo que a mi si me atañe es que os haya podido AYUDAR y AGRADAR.




Cortés
Gran parte de los genealogistas consultados señalan como cuna de este linaje el reino de Aragón, de donde salieron muchas de las familias Cortés que en el transcurso de los siglos se fueron extendiendo por España, habiendo quien asegura, sin alegar argumentos, que descienden de unos caballeros patricios romanos, y hasta indican que la voz cortés procede de la palabra 'cor', que en aragonés primitivo, igual que en catalán, es sinónimo de corasón (corazón) justificándolo con la voz “cor-tres” (corrompidas en Cortés), que significa “tres corazones”, pues parecen aludir a esa etimología, y los tres corazones figuran en su primitivo escudo. Otros genealogistas encuentran su origen en Italia.


Hernán Cortés.

La voz cortés, para nosotros, significa "que tiene maneras propias de la corte", y pertenece al grupo de los apellidos que indican características personales. Se deriva del latín vulgar 'cors', 'cortis', del latín 'cohors', 'cohortis' que, entre otras acepciones, tenía la de 'acompañamiento o séquito de los magistrados', aunque en castellano se utilizó para definir el acompañamiento o séquito, especialmente del rey. Aparece esta palabra en Berceo.

Las más nombradas casas radican en Adahuesca, del partido judicial de Barbastro, en la propia Huesca (1585) y en las poblaciones zaragozanas de Calatayud, Terrer, Bujaraloz, Ejea de los Caballeros y Mallén, estas dos últimas con líneas en Navarra.

De la de Adahuesca parten las ramas que fundaron nuevos casales en Bierge, del partido judicial de Barbastro, Bolea, del partido de Huesca, y en el lugar de Torres de Montes, de la misma provincia y en la villa de Murillo de Gállego, del partido de Egea de los Caballeros, en la de Zaragoza. La familia de Huesca fueron vizcondes de Torresecas, siendo el primero en ostentar el título, en 1626, el  señor del castillo de Torres Secas.




Vich
Familia muy antigua con casas solares en Gerona y otros lugares de Cataluña, además de Mallorca y Valencia. Indistintamente se ha visto escrito como Vic (oficialmente en catalán actual) y Vich.

Debemos referirnos a Vich, municipio español, capital de la comarca de Osona, situado en la provincia de Barcelona. Ha sido escrito tradicionalmente durante siglos y en catalán como Vich, grafía que se conserva en el apellido, aunque esta se encuentre cambiando.
 
Miguel Vich. ¿A que está
un rato bien? Pues a mi no
me gusta. Pues a mi si.
Cada uno lo mire como
quiera.
También hay localidades de igual nombre en Occitania y Suiza. Desde 1982 la forma oficial es Vic, topónimo en catalán adaptado a las normas ortográficas del Instituto de Estudios Catalanes. Esta normativa ortográfica de 1913 eliminó del catalán las haches mudas en final de palabra y en posición intervocálica para simplificar la ortografía.

Bover nos refiere que los del Reino de Mallorca tuvieron solar en el predio de Son Vich, en el lugar de Superna. Ponce Vich fue a la conquista de Mallorca y recibió en el reparto general de tierras el raal Hishar, en el término de Montueri. Su hijo, Pedro Vich, obtuvo de Don Jaime II el privilegio perpetuo de nobleza, en 10 de febrero de 1279, como correspondencia a los servicios prestados por su padre.

A otro Vich, de quien nada más se dice su apellido, se le da un molino al pie de un monte, llamado reha Azanaca, que comparte con los templarios.





Lo miraré con estos ojos.

Etiquetas: , , , , , , ,

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal